Cancelan audiencias en cortes de inmigración

Cancelan audiencias en cortes de inmigración

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Cancelan audiencias en cortes de inmigración

    DENVER — A miles de inmigrantes que han solicitado la residencia legal a través de los tribunales les han cancelado las audiencias y el gobierno estadounidense dijo que deberán esperar hasta 2019 o más antes de que las autoridades decidan su situación.

    Algunos abogados temen que la demora deje a sus clientes en peligro de deportación a medida que las pruebas pierden vigencia, los testigos desaparecen, los parientes mueren y los niños se hacen adultos.

    El aumento de las cancelaciones comenzó a mediados del año pasado, cuando el Departamento de Justicia dio prioridad a los casos de decenas de miles de centroamericanos que cruzaron a Estados Unidos por la frontera con México, en su mayoría madres con hijos y menores no acompañados.

    Abogados de inmigración en ciudades que han absorbido una gran cantidad de los casos, como Nueva York, San Antonio, Los Ángeles y Denver, dicen que les han cancelado audiencias con poco tiempo de aviso y no les han dado nuevas fechas. Lo que está en juego son permisos de trabajo, la residencia permanente, pedidos de asilo y reunificaciones familiares.

    [Relacionado: Indocumentados deberán responder preguntas]

    El abogado David Simmons, de Denver, dijo que en 30 años de carrera nunca vio semejante parálisis.

    "No hay margen para maniobrar", dijo. "Es como si no existiera el tribunal".

    Un cliente de Simmons, Maximiano Vázquez Guevara, de 34 años, obtuvo recientemente el fallo a favor de su residencia permanente, pero le falta un paso frente al juez de inmigración y su caso ha desaparecido de la lista de casos.

    [Relacionado: Requisitos para solicitar amparo migratorio]

    Antes de julio, sólo los inmigrantes detenidos eran casos prioritarios. Bajo las nuevas normas, los menores no acompañados y las familias que enfrentan la deportación también son casos prioritarios, haya detenidos o no.

    La Oficina Ejecutiva de Revisión Inmigratoria, el organismo del Departamento de Justicia que supervisa los tribunales de inmigración, no sabe con precisión cuántas audiencias fueron canceladas, pero dijo que más de 415,000 inmigrantes no detenidos tienen sus casos pendientes.

    Se están reprogramando audiencias para el 29 de noviembre de 2019 con el fin de mantener los casos en la agenda, dijo Lauren Alder Reid, asesora de asuntos legislativos y públicos del organismo, pero la mayoría recibiría fechas anteriores o posteriores, a medida que haya espacios disponibles en la agenda, añadió.

    Simmons dijo que a miles de casos no prioritarios sólo en Denver les han cancelado las audiencias.
    Cuando surgió la ola de inmigrantes centroamericanos a mediados del año pasado, los tribunales de inmigración ya estaban faltos de personal porque dos jueces se habían retirado. Dos de los tres que quedan en Denver están escuchando casos, por videoconferencia, de familias detenidas en un nuevo centro del sur de Texas. El tercer juez de Denver escucha casos de menores no acompañados que las autoridades han entregado a familiares.

    La situación no pone en peligro a todos los inmigrantes que enfrentan la deportación, porque muchos todavía pueden trabajar hasta que los tribunales escuchen sus casos. Las demoras incluso podrían dar más tiempo a algunos inmigrantes con solicitudes menos fundamentadas a presentar casos más sólidos.

    "Retrasar las audiencias cuatro años será devastador para algunas personas", dijo Anthony Drago, abogado de inmigración de Boston. "Pero otros se alegrarán porque tendrán cuatro años adicionales en Estados Unidos".