Mujer planeaba apoyar extremistas

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Mujer planeaba apoyar extremistas
    Cortesía de KUSA

    DENVER - Una joven residente de Denver acusada de tratar de ir a Siria para ayudar a los milicianos del Estado Islámico se declaró culpable, informaron autoridades.

    Documentos federales presentados ante una corte del viernes señalan que Shannon Conley, de 19 años, fue arrestada en abril en el Aeropuerto Internacional de Denver cuando trataba de abordar un vuelo que la conduciría a Siria.

    No se dieron detalles del acuerdo judicial pactado, pero su abogado Robert Pepin pidió a la corte programar un cambio para su alegato. Pepin no quiso hacer comentarios al respecto el lunes.

    Los detalles de este tipo de acuerdos no se difunden hasta que haya un cambio en la presentación del alegato, dijo Jeff Dorschner, portavoz de la fiscalía en Denver.

    Agentes del FBI dijeron que Conley, una asistente de enfermería que vive con sus padres en Arvada, Colorado, intentaba unirse a la guerra santa en Oriente Medio.

    En varios encuentros durante ocho meses, la mujer, una convertida al islam, le dijo a agentes de la fuerza antiterrorista del FBI que planeaba viajar al extranjero y casarse con un hombre que conoció por internet, quien ella creía era un tunecino luchador del Estado Islámico, una escisión de la red terrorista al-Qaida con presencia en Irak y Siria.

    Conley dijo a los investigadores que quería usar su entrenamiento militar de los Exploradores del Ejército de EE.UU. para iniciar una guerra santa en el extranjero, a pesar de que sabía que era ilegal, según los registros de la corte. Sus "blancos legítimos de ataque" incluían instalaciones militares, empleados públicos y funcionarios públicos, de acuerdo a los documentos.

    [Nota relacionada: Radicales islámicos dominan área Siria]

    Conley ha sido acusada de conspirar para ayudar a una organización terrorista extranjera.

    Los agentes del FBI se dieron cuenta de un creciente interés de Conley en el extremismo en noviembre del 2013 después de que ella comenzó a hablar de terrorismo con los empleados de una iglesia de Denver que la encontraron deambulando y tomando notas sobre el diseño del edificio, según los documentos judiciales.

    La iglesia, Faith Bible Chapel en Arvada, fue el escenario de un tiroteo en 2007 en el que un hombre mató a dos trabajadores misioneros.

    [Nota relacionada: "Terrorismo solitario", una gran amenaza]

    Ella habló con los agentes varias veces luego del incidente y les confirmó su deseo de participar en la yihad, según documentos judiciales. Los agentes trataron abiertamente de disuadirla, instando a que apoye a los musulmanes a través de esfuerzos humanitarios. La joven les dijo que eso no era una opción.

    "Conley consideró que la yihad es la única respuesta para corregir los agravios contra el mundo musulmán", indicaron los documentos.

    Sus padres sabían que ella se había convertido al Islam pero dijeron que no se dieron cuenta de sus acciones extremas, dijeron las autoridades.

    [Mira fotos de los terroristas más buscados por el FBI]